pasó a ser un amistoso menor porque el líder de Argentina despertó con mala cara y renunció a correr riesgos después de varios días con molestias